viernes, 9 de agosto de 2019

Las apariencias engañan


Imitación chapa galvanizada

Reciclado de balde plástico de albañil



¿Te gusta la chapa galvanizada?. A mí sí.
Y este balde que parece de zinc, o galvanizado, me encanta, realmente.
Salvo que no es de zinc, es un balde plástico de albañilería, que convertí en porta maceta con esta imitación de metal que te cuento.

Comencé con un balde plástico negro.




 Lo limpié bien y pasé una lija para generar una superficie mordiente.




Con lo que me quedaba de un aerosol plateado, cubrí en forma despareja todo el balde por dentro, por fuera y en la base.





Una vez seca esa pintura, tomé acrílico blanco y acrílico negro, los mezclé en forma despareja, sin mucho cuidado, para lograr varios tonos de gris.




Luego, probé con algunos elementos para manchar, el que más me gustó fue la esponja marina.
Fui tomando pintura y ponceando toda la superficie, dejando a la vista algo del plateado de base.




La idea es lograr varias tonalidades de gris, blanco, apenas negro, tratando de imitar la chapa.




Una vez satisfecha del resultado, dejé secar bien, y pasé una lija 600 para suavizar.



Una transferencia, y dos manos de barniz poliuretánico satinado.



Creo que me salió lindo, y realmente estallé de alegría cuando un amigo lo vio y fue a levantarlo, pensando que era pesado, de metal... Como ves, le dije, las apariencias engañan.

Me parece que voy a hacer algunos más, estos baldes son súper económicos y vale la pena decorarlos, ya sea para el jardín o para cualquier ambiente, quizás para guardar ovillos de lana, o toallas en el baño, o también para los paraguas pequeños que usamos ahora. En la cocina podrían quedar de película también!




Estoy muy contenta con este trabajo, espero que te guste también, y ojalá sea inspiración para que hagas algo parecido, sería un orgullo y una satisfacción muy grande para mí que te sirviera de disparador de ideas!

Con esta última foto de mi balde  te dejo por hoy,  me voy a bordar un rato.
Como siempre agradezco tu visita,  ya sabés que esta es tu casa!
Besos mil!!!!



10 comentarios:

  1. ¡Nos has dejado impresionadas! La apariencia es completamente metálica, no solo por la textura y los colores, sino también por ese ligero brillo que llama al engaño... Enhorabuena, realmente conseguiste una falsísima apariencia de lo más decorativa.

    Besos mil de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias chicas, realmente me encantó el resultado, y es un placer que a ustedes también! Besos!!

      Eliminar
  2. ¡Realmente parecen de zinc!
    Has conseguido muy bien ese aspecto galvanizado, Alicia.
    Me encanta el resultado final.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Isabel, es un trabajo que me encantó hacer! Un beso!

      Eliminar
  3. Hola Alicia
    hermosa, hermosa, hermosa :-)
    muy bien, felicidades !!!
    Realmente tienes este cubo de albañiles, de verdad!
    como todas tus creaciones de recuperación :-) ¡Lo encuentro muy fino y elegante!
    Por cierto, ayer encontré dos cajas de madera en una florería, las tomé (le hice un favor al comprador) y las transformaré, las colorearé, algo que haré ...
    entonces te mostraré !!!
    un abrazo muy grande ... Carmen

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Carmen, gracias, gracias, gracias, un placer que me visites, y ya quiero ver esas cajas, que seguro las dejas divinas!!! Abrazo.

      Eliminar
  4. Alicia has conseguido una imitación auténtica de zinc, a mí siempre me sorprende la capacidad que tenemos de cambiar las cosas, hay que reconocer el tremendo talento que tú tienes para ello, para dar una segunda oportunidad a cosas que yo misma me pondría en duda y tú nos sorprendes con un balde que si no lo dices hubiera pasado por auténtico...y solo hubiéramos apreciado el detalle de la transferencia.

    BESOS...👏👏👏👏 Te mereces un gran aplauso 😉

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias María José, y que lo digas vos, que tenés unas manos prodigiosas!!! Besos y abrazos y gracias de nuevo!

      Eliminar
  5. Desde luego que las apariencias engañan, qué lograda está la imitación, realmente parece zinc, la mezcla de tonalidades te ha quedado fantástica, me he quedado boquiabierta!! Me chiflan este tipo de recipientes, desde luego probaré, muchas gracias por las explicaciones y truquitos!
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Cristina, qué alegría que te guste, ojalá puedas hacer algo con esta técnica, cuando lo publiques espero verlo!!! Un gran abrazo!

      Eliminar